Vitmina A

En existencias

19,90
IVA incluido


Vitamina A - 100 Perlas

La Vitamina A es indispensable para una vida sana

Interviene en el desarrollo y crecimiento de los huesos.

Aumenta las defensas del organismo ya que estimula el sistema inmunológico.

Contribuye en la prevención de enfermedades infecciosas, especialmente del aparato respiratorio.

Mejora y previene infecciones relacionadas con las mucosas.

Estimula los procesos de reparación de tejidos dañados.

Es un antioxidante natural previene el envejecimiento celular.

Previene la pérdida de visión, cataratas, glaucoma, mejora la xeroftalmía (desecación de la córnea con pérdida de visión), etc.

Mejora la visión nocturna, ceguera crepuscular, ayuda a combatir infecciones bacterianas como conjuntivitis.

Ayuda a cicatrizar heridas y otras alteraciones dérmicas.

Mantiene y prolonga la hidratación y elasticidad de la piel.

Los retinoides son los activos con mayor eficacia en el tratamiento de acné.

Ayuda a eliminar y prevenir manchas seniles (manchas de la edad), manchas solares y evita que formaciones de acné, deriven en manchas.

Aporta brillo al cabello y prolonga la hidratación del mismo.

Mejora y Previene trastornos relacionados con los cartílagos, huesos y dientes.

Previene y mejora el colesterol y la arteriosclerosis.

Aumenta la fertilidad masculina y femenina.

Repara las capas inferiores de la piel mejorando la acción y producción de colágeno y elastina.

Promueve la producción de nuevas células sanas de la piel para reemplazar la piel dañada.

La carencia de vitamina A origina estrías, descamaciones y debilitamiento general de las uñas.

Los valores normales fluctúan entre 50 y 200 microgramos por decilitro.

Los valores por debajo de lo normal significan que usted no tiene suficiente vitamina A en su sangre, lo cual puede causar:

Infecciones recurrentes.

Problemas en los huesos o dientes.

Ojos resecos o hinchados.

Pérdida del cabello.

Inapetencia.

Ceguera nocturna.

Erupciones cutáneas.

Una deficiencia de vitamina A puede ocurrir si su cuerpo tiene problemas para absorber las grasas a través del tubo digestivo, esto puede ocurrir si usted tiene:

Celiaquía.

Fibrosis quística.

Pancreatitis.

Nutrientes sinérgicos:

Estos son algunos elementos que unidos a la vitamina A, potencian su efecto:

Vitaminas del grupo D - B - C - E - F

La carencia de vitamina A, trae aparejado diversas consecuencias entra las que se destacan:

Inmunidad reducida (defensas bajas): Aumenta la susceptibilidad a infecciones bacterianas, parasitarias o virales ya que la vitamina A contribuye al mantenimiento de la integridad de las mucosas. Al carecer de ella desaparece la barrera contra las infecciones. Las células del sistema inmunitario también se ven afectadas.

Alteraciones oculares: Su déficit puede ocasionar ceguera crepuscular, es decir disminuye la agudeza visual al anochecer, sensibilidad extrema a la luz como así también resecamiento, opacidad de la córnea con presencia de úlceras, llamado xeroftalmia, la cual puede conducir a la ceguera.

Alteraciones óseas: Su déficit inhibe el crecimiento, pudiendo dar lugar a malformaciones esqueléticas y aumentando la probabilidad de padecer dolencias en articulaciones, debido a que obstaculiza la regeneración ósea. Esta situación se extiende también a la dentición pudiendo verse su desarrollo, relantizado.

Alteraciones cutáneas: Su falta provoca una hiperqueratinización, es decir la piel se vuelve áspera, seca, con escamas (piel de gallina, piel de sapo), el cabello se torna quebradizo y seco al igual que las uñas

Otros: Cansancio general y pérdida de apetito, pérdida de peso, alteración de la audición, guto y olfato, alteraciones reproductivas, diarreas, pérdida de vitamina c y cálculos renales.

 

La literatura publicada en este sitio, ha sido recopilada de diferentes medios y tiene carácter meramente informativo.

La decisión que usted tome, queda bajo su exclusiva y propia responsabilidad.

Si tiene algún problema de salud, consulte a médico o terapeuta

Examine esta categoría: Salud y Belleza